Miércoles 12 de Diciembre   12:42 hs

22°
Actual
18° Min 21° Máx
almirante brown

Carlos Monticelli, el browniano de 66 años que nadará en las Islas Malvinas

El nadador oriundo de Burzaco participará de un evento deportivo, y buscar crear lazos sociales y culturales con los habitantes de las islas.

Carlos Monticelli, un nadador de 66 años oriundo de Burzaco y perteneciente al equipo de natación de aguas abiertas del Burzaco Fútbol Club, participará del Desafío del Atlántico Sur para nadar en la Islas Malvinas.

“Es una experiencia muy fuerte por lo que significa Malvinas y su historia. Tuve un hermano que estuvo afectado a las fuerzas aéreas durante la Guerra. Es una experiencia única, me emociona y motiva muchísimo” contó en una entrevista exclusiva a El Diario Sur previo a partir.

El Desafío del Atlántico Sur se realizará entre el 10 y 17 de marzo, y consiste en unir las islas en un pasaje de 3km por el Estrecho de San Carlos, en aguas abiertas que rondan los 7 y 8 grados. Por tal motivo, Monticelli debió realizar una gran preparación previa para adaptar el cuerpo.

También tuvo una preparación mental para manejar el frío y mantener el ritmo de nado, como también una preparación emocional. “El estar en malvinas los sentimientos de uno tienen que ser controlados porque te pueden jugar en contra”, explicó.

Además del evento deportivo, Monticelli busca eliminar los prejuicios que existen entre los isleños y los argentinos para crear lazos sociales y culturales. Para eso, lleva cartas escritas por chicos de 3° y 5° grado, que serán entregadas a los chicos que residen allí.

“Hay un desconocimiento de cada uno. ¿Qué sabemos nosotros de ellos o ellos de nosotros? Todo lo que hay son prejuicios que se relacionan con la guerra. Yo busco dar el primer paso para saber qué hacen, qué les gusta”, expresó. 

En las cartas, los chicos les cuentan sobre sus gustos, para que vean que no hay diferencia. “Tal vez sea un granito de arena, pero quizá en el futuro pueda dar su fruto de un acercamiento, siempre desde el respeto, para llegar a un vínculo social, fuera de lo institucional y político”.

“No nos olvidamos de nuestros héroes y de lo que sentimos por las Islas Malvinas, pero la guerra no conduce a nada. Hay mucho odio en el mundo, dejemos todo eso de lado y tendamos puentes para entendernos, eso es mucho más productivo”, agregó.

Comentarios