almirante brown

Violento robo en Ministro Rivadavia: Golpearon a una jubilada y apuntaron con un arma a un bebé

Ocurrió en la madrugada del jueves. Los malvivientes maltrataron a toda una familia y se llevaron sus ahorros.
sábado, 16 de noviembre de 2019 · 11:31

Una familia de Ministro Rivadavia vivió momentos de terror cuando un grupo de delincuentes ingresó a su vivienda para llevarse todos sus ahorros. En el hecho, golpearon a una jubilada, le apuntaron con un arma a un bebé y envenenaron a un perro.

Todo comenzó en la madrugada del jueves cuando Mauro, su esposa, su bebé y su mamá se encontraban durmiendo en su casa, ubicada en 25 de Mayo y Magaldi, y un grupo de malvivientes entró por la fuerza.

"Mi esposa me levantó porque escuchó ruidos y sentí a mi mamá gritando y decía que le estaban pegando. Quise salir corriendo de la pieza para ver qué le pasaba, abrí la puerta y había una persona con un arma que me apuntaba", contó Mauro a El Diario Sur.

Los delincuentes le pedían a él que se recueste en la cama, y para no generar conflicto siguió todas las órdenes que le daban e intentaba mantener la calma. "Lo hice más que nada por mi familia", explicó.

Más noticias: Un adolescente apuñaló a un compañero de escuela

Mauro le pidió a uno de los malvivientes que no lastimara a Alva, su mamá. Sorpresivamente el sujeto le pidió que vaya con ella para tranquilizarla: "A mi mamá la arrastraron por el suelo hasta el baño. Le pedí que se calmara para que no le peguen más".

Los sujetos le pedía a la familia que "entregue los dólares" junto con amenazas, a la vez que les decían que "los habían vendido". Revisaron la casa para encontrar todo el dinero que tenían. Al no conseguirlo, amenazaron con secuestrar a Mauro.

Momentos después, uno de los malvivientes ingresó a la pieza donde se encontraba la pareja de Mauro con su bebé, y les apuntó a ambos en la cabeza con un arma. "Empezaron a revisar la pieza y encontraron algo de plata que había en un mueble y otro poco que tenía separado para pagar cuentas", señaló la víctima.

Tras varios minutos de terror, llevaron nuevamente a toda la familia hasta una de las habitaciones y allí ataron a todos de pies y manos. "Cuando logramos liberarnos ellos ya se habían ido. Nos dijeron que iban a volver. Tuvieron tiempo de hacer lo que quisieron y la policía nunca llegó", dijo Mauro. 

Para él, este no se trató de un robo al azar sino que los delincuentes contaban con algún tipo de información o incluso complicidad con la policía. Ahora, la familia se encuentra con miedo porque temen que les pueda volver a pasar. 

"A uno le queda un daño psicológico muy grande. No pudimos dormir, no tenemos ganas de salir a la calle, estamos con miedo. Con mi esposa nos fuimos a otra casa a dormir y nos da miedo estar solos. Lo que más me duele es que le hayan apuntado a mi bebé y lo hayan tratado de matar", expresó.

Comentarios