Domingo 9 de Diciembre   17:38 hs

22°
Actual
18° Min 21° Máx
Ricardo Varela
Editorial

Así, Vidal es más de lo mismo (que dice querer cambiar)

La visita inesperada de la Gobernadora sorprendió a Esteban Echeverría y abrió el debate de cómo manejan la información.

Así, Vidal es más de lo mismo (que dice querer cambiar)

En distintos editoriales me referí al desafío que significa hacer periodismo en la era de la hipercomunicación. Hoy, estamos todos “on line”. Tenemos información disponible al instante sobre el tema que nos interese, cuando nos interese y en el formato que más nos guste. Accedemos a la intimidad de los protagonistas y también podemos “seguir” el día a día de la felicidad ajena. Pasa que nadie muestra en las redes ninguna de sus miserias, enojos, sufrimientos, ni “fotos” que lo desfavorezcan.  

Los otros días leí una frase que no podría resumir mejor mi pensamiento: “las redes son una ficción vanidosa”. También es cierto que a través de las redes fluye información como nunca había sucedido en la historia de la comunicación y el periodismo, y eso no puede considerarse malo, aunque sí peligroso. Porque también hablamos otras veces de la posverdad. Y de lo que genera esa catarata sin fin de información a disposición que muchas veces nadie chequea, ni discute, y es mentira.  

El martes 6 llegué a la redacción con un rumor que ninguno de los periodistas podía confirmar, ni negar: “la gobernadora Vidal estaría visitando hoy Esteban Echeverría”, les dije mientras me miraban atónitos.  

Para medios como los nuestros, de alto impacto local y regional, la visita de un gobernador supone una cobertura importante, y perdérsela por no estar enterados interpela nuestro seguimiento y rigurosidad periodística. Empezamos entonces un derrotero de llamados a oficinas de prensa y distintas fuentes que no terminaban de confirmar ni negar la especie. Pero como el viejo refrán: “cuando el río suena...”. A media tarde llegó por mail una escueta gacetilla de prensa del gobierno platense con una foto que confirmaba que la gobernadora Vidal había estado en tierra echeverriana acompañada por sus ministros de Salud, Andrés Scarsi; de Desarrollo Social, Santiago López Medrano; y su Subsecretario de Tierras, Vivienda y Urbanismo (y a la vez concejal local) Evert Van Tooren. Vidal recorrió las instalaciones de una institución destinada a la prevención y el tratamiento de adicciones y problemáticas de la salud mental. 

“¿La gobernadora viene de incógnito?”, le pregunté a un funcionario provincial mientras le explicaba la importancia de cada visita oficial para nuestros medios. “La gobernadora no decide su agenda ni define su actividad para los medios. Ella gobierna así, para los bonaerenses, quiere estar cerca de la gente”. A esa altura de la conversación telefónica ya no importaba cuán importante, o no, fueron, son y serán los medios de comunicación en la difusión (o no) de la agenda y/o las actividades oficiales. En su afán por justificar la movida de la gobernadora, el fiel funcionario intentó convencerme que “María Eugenia no busca prensa de sus visitas, ella es así”. Entonces no publicaremos nada, decidí.  

Sin embargo, solo minutos después de esa charla, el portal oficialista de noticias platense publicó una nota cuya captura ilustra este editorial: “Esteban Echeverría: Vidal no invitó a Gray y le dio espaldarazo a Van Tooren de cara al 2019”.  

No más preguntas, señor Juez. 

Buena semana.  

Comentarios