Editorial

La calle no es un buen lugar para vivir, mucho menos para morir

El frío también fue parte de la grieta, la primera noche más fría del año 100 personas durmieron en el gimnasio del estadio de River. Los homeless son una realidad en casi todos los países del mundo, aún en los más desarrollados. Como dice Fito Páez: “la calle no es un buen lugar para vivir, mucho menos para morir”.
domingo, 07 de julio de 2019 · 00:00

Llegó el frío.

Y como sólo puede pasar en nuestro país el frío también fue parte de la grieta. El Club Atlético River Plate y la Red Solidaria de Juan Carr se unieron para impulsar una acción de contenido e impacto social: abrir el estadio Monumental para darle refugio a personas que no tenían dónde pasar la noche del jueves (la más fría del año hasta entonces). En paralelo se organizó una colecta de frazadas y abrigos para ayudar a los que menos tienen. La movida fue reflejada positiva y masivamente por los medios nacionales e internacionales e imitada luego por otros clubes de fútbol (Estudiantes de Buenos Aires, Huracán, Vélez y otros del interior del país).

Hasta ahí todo digno de elogios. Sin embargo aparecieron los trols capitaneados “on the record” por el diputado Fernando Iglesias (legislador del oficialismo desde 2017). “Esta es una opereta kirchnerista, es decir, una maniobra de la oposición con fines electoralistas”. Iglesias se refería a que los dirigentes de los clubes y Juan Carr no estaban en realidad impulsando una acción solidaria y que habían contando como “partícipe necesario” de su “opereta kirchnerista” al frío del invierno que ya se había llevado la vida de cinco personas en situación de calle (una de ellas murió a menos de 100 metros de la Casa Rosada). A propósito de Sergio Zacarías (tenía 53 años), el vicejefe porteño Diego Santilli declaró: “...hay personas que prefieren dormir en la calle antes que ir a un parador”. El funcionario dijo “dormir”, no “morir”. Y en todos los casos como dice Fito Páez: “la calle no es un buen lugar para vivir, mucho menos para morir”.

Santilli e Iglesias se pasearon por los medios contando las bondades de los paradores gratuitos que ofrece la Ciudad de Buenos Aires, para que duerman los locales homeless. Santilli habló de un creciente del 5% “en los últimos meses” de los que viven en la calle. Sin embargo los números de la Dirección de Estadísticas del propio Gobierno de la Ciudad lo desmentía con un crecimiento del 32% desde enero de 2017. Este número es asimismo cuestionado por la Defensoría del Pueblo de la Ciudad y más de 40 ONGs que llevan sus propios registros. “Mientras la Ciudad reconoce 1091 personas en situación de calle, nosotros contabilizamos 5872”. La enorme diferencia radica en el proceso de toma de la muestra; mientras la oficial del gobierno se hace solo una noche al mes en los barrios del centro, las ONGs lo hacen durante toda una semana al mes (incluidos sábado y domingos) en todos los barrios porteños.

Los homeless son una realidad en casi todos los países del mundo, aún en los más desarrollados y con mejores indicadores económicos y socio culturales. En algunos casos no sólo se trata de la pobreza, sino también de falta de educación y/o de problemas psíquicos o de sociabilidad. Sin embargo la primera noche bien fría del año 100 personas durmieron en el gimnasio de karate del estadio de River y la segunda fueron casi 1000 en la suma de los espacios habilitados por los otros clubes. Seguro que estos 1000 no fueron a los clubes a hacer política, ni a prestarse a que otros la hagan por ellos. Fueron porque sufren necesidades y desamparo. Fueron a comer y abrigarse, y a pasar la noche bajo techo.

Esto no debiera enfrentarnos una vez más.

Mientras tanto: a) en plena campaña Alberto Fernandez visitó a Lula Da Silva en la cárcel: “vengo a visitar a un hombre que está injustamente preso”; b) la campaña sojera 2019 terminó con un récord de 56 millones de toneladas exportadas; c) para reafirmar que el camino elegido es “el mundo”, Macri dijo que después del acuerdo Mercosur/Unión Europea va por otro que les permita a la Argentina y el Brasil el libre comercio con los EEUU;  d) el Índice de Producción Industrial (IPI) registró en mayo una contracción del 6,9% respecto del mismo mes del año pasado y acumuló así 13 meses consecutivos con bajas; e) la AFA mandó a la CONMEBOL una ridícula carta quejándose por la no implementación del VAR en dos pretendidos penales en el partido contra Brasil y f) la actividad de la Construcción registró en mayo una baja de 3,4%.

Buena semana.

Comentarios