BEOGROUP SA

Denuncian emprendimientos ilegales en Canning

El Municipio de Esteban Echeverría inició acciones legales contra BEOGroup SA, por haber comenzado la venta de terrenos en “Campos de Victoria II” sin contar con la habilitación necesaria. La primera parte del proyecto, aún con faja de clausura, sigue ofreciendo lotes.
sábado, 19 de septiembre de 2015 · 17:10

Ubicado sobre el final de la traza de un camino de tierra que continúa la calle Martin Fierro, en Canning, se encuentra la arcada que le da acceso a "Campos de Victoria”, un proyecto de 140 lotes repartidos sobre un predio de 15 hectáreas. BEOGroup S.A. comenzó a comercializar dicho barrio privado en el año 2011 a un precio inicial de U$S 27.000 por lote, y que en el año 2014 sufrió la clausura de parte del Municipio de Esteban Echeverría, tras haber constatado que el proyecto no contaba con las habilitaciones ni permisos necesarios para ese tipo de urbanización. El mismo grupo también comercializa "Cañuelas Park”, en Máximo Paz, los edificios Begal I, II y III en Mar del Plata y el condominio "Las Lajas”, a construirse en Canning, en las inmediaciones de "Campos de la Victoria”.

Al consultar a las oficinas comerciales de BEOGroup SA por su oferta de lotes en Canning, sumado a la venta de "Campos de Victoria”, comenzó en estos últimos meses a ofrecerse el desarrollo de otro barrio privado, el cual aún no fue lanzado de manera oficial y sobre el cual no hay un nombre establecido, ni se encuentra disponible en su sitio web el master plan o mayores detalles respecto a su ubicación, cantidad de lotes o perfil de ammenities. Se lo identifica para la preventa como "Campos de Victoria II”, y sería construido en las inmediaciones del otro, que al encontrarse distante de las demás urbanizaciones de la zona y sin una vía de acceso asfaltada, se encuentra rodeado de terreno virgen. Desde BEOGroup, se ofrece el nuevo proyecto "a 100 metros en diagonal de Campos de Victoria”.

Al día de hoy, en Campos de Victoria - más allá de que se ve terminado el trazado de calles internas inclusive, con los pilares de cada lote, además del acceso y un edificio vidriado que funciona como show room-, no se ha levantado la faja de clausura. A pesar de las actuaciones del Municipio que derivaron en el cierre formal del proyecto, desde las oficinas de BEOGroup se siguen ofreciendo lotes para la venta, con un valor que roza los $500.000 pesos para los de mayor de tamaño.

Con casi 100 lotes vendidos, aquellos que ya compraron terrenos para edificar su casa en "Campos de Victoria” se encuentran en una situación comprometida. No sólo son damnificados directos por haber invertido en un proyecto que terminó bajo clausura, sino que también como compradores forman parte del fondo fiduciario contra el que se iniciaron las acciones legales. De manera particular, algunos compradores han empezado a ofrecer sus lotes en venta. En algunos casos, se destacó el carácter urgente de la operación, alegando ‘motivos personales’.

A metros del acceso de "Campos de Victoria”, se encuentra proyectado "Campos de Victoria II”, otro barrio cerrado de similares características. Durante el mes de septiembre, BEOGroup invitó a formar parte del fideicomiso inicial a un valor cercano a los siete mil dólares por lote, con una compra mínima de tres lotes y el solicito de un anticipo de mil dólares. El lanzamiento del proyecto se anuncia para el próximo mes de Octubre, y la preventa arranca en los 180.000 pesos por lote.

Sin embargo, el nuevo proyecto incurriría en las mismas irregularidades que el primer "Campos de Victoria” – del que continúa la venta –, y el Municipio ya inició contra la segunda parte las actuaciones legales que posiblemente deriven en su clausura, como ocurrió con el primero. Los potenciales compradores se enfrentarían entonces a la misma situación compleja que hoy enfrentan aquellos que decidieron invertir en el primer proyecto de BEOGroup. El riesgo de clausura no sólo implica que el barrio que se ha dado a conocer como "Campos de Victoria II” nunca se materialice, sino que el comprador pasaría a ser parte del fideicomiso sobre el cual el Municipio establece acciones legales por no contar con la necesaria habilitación para funcionar como barrio privado.

Comentarios

Otras Noticias