HANDBALL

Delfina Gómez: “La clave fue no bajar los brazos”

La central de Unión del Sur integra el plantel juvenil que viene de lograr el campeonato en el último Torneo Clausura.
viernes, 21 de noviembre de 2014 · 11:24

Delfina Gómez tiene 18 años y vive en Luis Guillón. Como cualquier otra chica, a temprana edad no prestaba mucha atención al deporte. Empezó a practicar por curiosidad. "A los 14 años me surgieron las ganas de jugar. Tenía un amigo que estaba en el SAG de Lomas de Zamora y como no era tan lejos decidí empezar ahí. Jugué un solo año, porque era más chica y no le daba tanta importancia”, expresó.

Con el correr del tiempo, volvieron las ganas. A los 15 años, con el boom de las redes sociales, no tuvo mejor idea que expresar a través de Facebook sus intenciones de volver a las canchas pero de una manera más comprometida. "En ese momento no estaba ni Monte Grande, ni Banfield ni Grilli. Publiqué que quería empezar a entrenar y una amiga me publicó una foto de un folleto que en Asunción se juntaban a entrenar”, recordó con melancolía.

Con la asistencia a los entrenamientos, surgió la pasión por el deporte. Así también se sumaron muchas chicas de su edad, más grandes o más pequeñas. De esa manera, el club logró la presencia necesaria para completar los planteles e inscribirse en la Liga de Balonmano.

Quizás sin que lo sepa, Delfina es una de las precursoras del sueño de todos los que forman parte de Unión del Sur. Por esa razón, describió como se originó todo y los cambios que surgieron con el correr del tiempo. Modificaciones que llevan su tiempo pero que, en este caso, dejaron un saldo más que positivo. "En un principio era una frustración tras otra. No soy una persona que juega desde chica y se nota mucho la evolución. Es impresionante todo lo que crecimos”, remarcó la jugadora.

A lo largo del año, fueron muchas las emociones que vivió el club de Luis Guillón, de las cuales Gómez fue protagonista principal. Formó parte del plantel de Juveniles que logró el Torneo Clausura y tras vencer a Independiente en la última fecha coronaron su campaña como invictas.

Como en todo plantel siempre puede haber algún cruce entre sus miembros, en este caso "si hay algún problema tratamos de que no se refleje en la cancha”. La jugadora destacó también los lazos de amistad y el cariño que siente por el resto de sus compañeras. "Las quiero muchísimo y me encanta entrenar con ellas”, agregó.

 

Dicen que la unión hace la fuerza. Hoy los hechos hablan por sí solos. El plantel está unido y fuerte. Algunas chicas, incluida Delfina, pasarán a formar parte de la categoría Junior pero ya saben cuál es el secreto para hacer las cosas de la mejor manera. Dicho por sus propias palabras: "La clave fue no bajar los brazos, ninguna de las chicas lo hizo. Entrenaremos para mejorar”.

Comentarios

Otras Noticias