ECHEVERRÍA - SOCIEDAD

El secreto de sus ojos

“Si hay valores y hay actitud los sueños se pueden alcanzar”, destaca Vilariño, quien brindará una charla en el Colegio Grilli sobre la confianza donde explicará las claves de la auto-superación personal, la comunicación y la coordinación, fundamentales para un equipo.
martes, 26 de mayo de 2015 · 09:27

Gonzalo Vilariño se desempeñó, durante una década, como uno más de los Murciélagos. En su primera etapa, durante siete años, ocupó el puesto de preparador físico y, los últimos tres, fue el Director Técnico del equipo. Fue quien acompañó a los jugadores en su crecimiento personal y colectivo. Actualmente se encuentra brindando charlas sobre la importancia de la confianza en el ámbito del deporte, una de las enseñanzas que le dejó su período frente al seleccionado de fútbol para ciegos.

"Empecé de casualidad porque conseguí trabajo en un instituto de ciegos que estaba en mi casa, y ahí había un grupo de chicos que jugaba a la pelota, un equipo de fútbol. Para ese entonces yo ya trabajaba en la selección Argentina de Remo como preparador físico y entonces tratamos, con otro profe que trabajaba ya con los chicos, de hacer un equipo de alto rendimiento con este grupo de fútbol que ya tenían”, recuerda Gonzalo respecto al origen de este proyecto.

En los diez años en que trabajó con el seleccionado, los Murciélagos lograron importantes puestos en el deporte para discapacitados a niveles internacionales. Sin ir más lejos, hace tan sólo una semana se consagraron campeones del mundo en Corea del Sur. No obstante, sus logros van más allá de las medallas y menciones físicas. "La mayor evolución fue, más que nada, el dejar de ser un grupo de personas que jugaban al fútbol para pasar a ser un equipo de fútbol, no para ser deportistas de alto rendimiento. Hubo muchos cambios en cuanto a la actitud de ellos, los compromisos, los valores que se respetan dentro de todo un equipo”, asegura Vilariño.

Con todos los aprendizajes morales y sociales que le dejó su paso por el seleccionado de fútbol para no videntes, Gonzalo brindará una charla abierta a la comunidad en el colegio Grilli de Monte Grande. En ella disertará acerca de la "Confianza Ciega”, planteada como una de las claves de la auto-superación personal. La comunicación, coordinación, adaptación y confianza son fundamentales para el desarrollo y crecimiento de un grupo para convertirlo en equipo”, asegura.

"La gente se va a encontrar con una historia muy linda donde se transmite que, más allá de las capacidades o discapacidades que tengamos, si hay valores y hay actitud los sueños se pueden alcanzar”, explica. "Es importante ver de dónde partieron ellos, cómo evolucionaron y ahí nos damos cuenta que no hay excusas como: ‘yo vivo lejos y tengo este problema o no tengo los medios’. Siempre hay maneras y caminos para llegar y lo más importante son las ganas y la actitud”, añade.

Más allá de las anécdotas y de la experiencia personal, el punto central no dejará de ser la confianza, tanto en uno mismo como en los demás. "En el fútbol de ciegos no ves a quien le pasas la pelota, confias plenamente que tu compañero va a estar donde acordaron previamente que iba a estar cuando pensaron la táctica de equipo; en todos los aspectos del entrenamiento, cuando corren de una soga con una persona que ve, también están confiando plenamente en el otro. Es fundamental la confianza que tienen que depositar en los demás para poder jugar y eso se ve en los partidos y los entrenamientos”, ejemplifica desde su rol de ex DT.

Estos ejemplos y enseñanzas que salen de una historia puntual pueden aplicarse en la vida de todas las personas y en todos los deportes grupales. A través de la confianza, los Murciélagos mejoraron sustancialmente en el deporte. "En un principio el juego era muy individualista porque los jugadores pensaban de forma individual ya que cada pase significaba un riesgo para la pérdida de la pelota, en la medida que evolucionó, y se fue estructurando la táctica en la cancha, el juego colectivo empezó a crecer; hoy en día ningún jugador puede marcar y defender solo”, asegura Vilariño.

A pesar de ser un equipo destacado, los Murciélagos, y el deporte para discapacitados en general, no son muy reconocidos en la sociedad. "Dentro de lo que es el deporte de discapacitados tiene un lugar destacado. En cuanto a la valoración que hace la sociedad y los medios está muy lejos de lo que es el deporte convencional, no hay mucha repercusión. Es una lástima porque entrenan con la misma dedicación y la misma exigencia que un equipo de alto rendimiento de primea división o selección”, reflexiona su ex DT.

"Es un deporte que nunca tuvo mucha repercusión no sólo acá, sino en cualquier país. Más allá de eso por lo menos la gente que trabaja con ellos, y ellos mismos, disfrutan de lo que hacen y no están todo el tiempo esperando algo de los demás. Lo que por ahí hace esa repercusión es la ventaja de que se acerque algún sponsor y tengas posibilidades de entrenar mejor y avocarse de lleno a eso. Sabemos que tiene una realidad diferente a otros países desarrollados y siendo un deporte para discapacitados eso se agrava”, añade al respecto.

Sin embargo, son un ejemplo de superación y esfuerzo a nivel nacional; es por ello que Gonzalo quiere extender su aprendizaje y enseñanza al resto de la población. "Después de haber trabajado diez años con ellos, cambié un montón mi cabeza y, al margen de la experiencia del día a día, lo que me pasó a mi es empezar a tomar las cosas de otra manera, a darle el valor necesario y darles la importancia que deben tener. Uno a veces hace cosas enormes de pequeños problemas y aprende que en realidad no es así”, concluye.

El encuentro se realizará el jueves 28 de mayo hacia las 19 horas en el instituto Grilli de Monte Grande, ubicado en Vicente López 246. La entrada es una colaboración que puede constar de leche maternizada y/o pañales, que serán donados a la organización sin fines de lucro casa MANU (Mucho Amor Nos Une). Los puntos de canje habilitados para obtener las entradas son las Farmacias Punto de Salud, el Centro Médico o el mismo Instituto Grilli.

Comentarios

Otras Noticias