internacionales |

Accidente aéreo en Chile: Investigarán un audio enviado minutos antes de la tragedia

El mensaje fue enviado por uno de los tripulantes a su madre, advirtiendo que había una falla eléctrica en el Hércules C-130. Ya está en manos de la justicia para su análisis.

El lunes por la tarde, un avión Hércules C-130 con 32 militares de las FACh, tres miembros del Ejército y tres civiles chilenos desapareció cuando se dirigía a la Antártida. "Perdió comunicación radial" tras salir de la ciudad de Punta Arenas, en el sur de Chile, y días después hallaron sus restos.

A pesar del misterio de los primeros días hasta la aparición, el comandante en jefe de la Fuerza Aérea de Chile, Arturo Merino, explicó que tenían en su posesión un audio de WhatsApp que uno de los tripulantes envió a su madre advirtiendo una falla eléctrica en la aeronave. En este sentido el alto mando explicó que el mensaje llegó minutos antes de que se perdiera la conexión y que el mismo pasajero aseguró que la nave continuaba en vuelo de acuerdo a su itinerario.

"El audio existe, no lo he escuchado en particular y se lo vamos a pasar al general que está a cargo de la investigación administrativa y también al fiscal", aseguró Merino. De acuerdo al diario La Cuarta, en su mensaje el soldado le contaba a su madre la emoción que sentía al viajar a la Antártida, aunque también le aseguró que había una "falla eléctrica que lo mantenía inquieto".

En este sentido, tras los rumores de que el Hércules despegó sin estar en condiciones, el funcionario aseguró que “los dos pilotos eran profesionales, y ellos tenían toda la autoridad para dejar la aeronave en tierra si es que hubiese habido una falla".

Finalmente, recordó que la Fuerza Aérea de Estados Unidos había emitido una alerta por una falla técnica en estos modelos de avión militar. "Debido a un accidente que tuvo uno de estos aviones -al que se le desprendió un ala-, la Fuerza Aérea de Estados Unidos, que es la responsable del mantenimiento global de los C-130 en todo el mundo, hizo una revisión de su flota y determinó que habían ciertas fisuras, por lo que estableció una serie de órdenes técnicas", contó.

Es por ello que, de acuerdo a sus registros, en agosto del presente año la Fuerza Aérea chilena recibió la orden de que todas las unidades de este modelo dejaran de volar hasta ser revisados por completo y descartar las mencionadas fallas. "Esta orden nos llegó este año y se decretó de inmediato que la flota se quedaba en tierra hasta que se le hiciera la inspección", explicó.

Dejá tu comentario