San Vicente

La Vela Puerca llenó de rock el Club Deportivo ante 900 personas

Los uruguayos se presentaron anoche en el gimansio del club e hicieron delirar a 900 personas. Hubo canciones del último disco y los clásicos que no podían faltar.
lunes, 22 de febrero de 2016 · 17:46

La banda uruguaya de rock La Vela Puerca se presentó el último domingo en el Club Deportivo San Vicente, y entre las canciones del nuevo disco "Érase” y los clásicos, hizo delirar a más de 900 personas.

El recital, que fue responsabilidad de la empresa local Margarina Producciones, tuvo lugar en el gimnasio principal del "Depo”, en 9 de Julio 180. A pesar del intenso calor del domingo, ya desde las 17 horas los fans –sanvicentinos y de otras localidades- formaban fila en la entrada del club. Y hacia las 20.15, hora en la que estaba anunciado el ingreso, la cola se extendía por casi cien metros, y doblaba en la esquina de 9 de Julio y Belgrano.

Más de una hora de espera antecedió al comienzo del show de La Vela, minutos antes de las 22. Con el Deportivo colmado y sin mayores preámbulos, los uruguayos salieron al escenario y desplegaron "Chamán”, el primer capítulo de "Érase”.

A la sobria escenografía de faroles y bibliotecas –que ambientaban el clima de historia pretendido en "Érase”- se le sumaba una imponente pantalla, en la se proyectaban videos y animaciones.

Así pasaron la instrumental "Chamán”, la movediza "La calle adicción”, "El soldado de plomo”, "El primero” y "Buenas mascotas”, siguiendo el orden original del disco, casi sin respirar. En ese punto llegó el primer "Buenas Noches” de la jornada, de parte de la figura clave arriba del escenario, el cantante Sebastián "Enano” Teysera, de melena al aire y tiradores.

Por fuera del último disco, estuvieron las aclamadas "Sobre la sien” y "La Teoría”, de "Piel y hueso”, el álbum de 2011. Y un descomunal pogo quedó decretado con el hit "De atar”, de "A contraluz”. La respuesta del público parecía ser la esperada y la conexión con la banda era un hecho.

En ese marco, aparecieron "Araucaria”, "¿Ves?” y "Habeo”, del segundo capítulo de "Érase”, y luego la sublime "Todo el karma”, que hizo de puente con otras canciones del último disco, como la bucólica "Mi tensión”. Para cerrar esa parte del show, estuvieron las reconocidas "Clarobscuro” y "Va a escampar”, junto con "Respira”.

Hacia el tramo final, cuando la transpiración y la cerveza ya remarcaban su presencia en el Club Deportivo, llegaron "Canción para uno” y "La vuelta al sol”, las últimas de "Érase”, que prologaron "Por la ciudad”, una declaración de principios que refleja el sentimiento de amistad que la banda uruguaya despierta.

Pasaron "Rebuscado”, "Haciéndose” y "La sinrazón”, que coronarían la parte formal del show en San Vicente. Pero claro, cinco minutos de cánticos bastaron para que La Vela vuelva a las tablas y encare el cierre del recital con "Sin semilla”, en la que la gente se sienta y se para, dando vida a un espectáculo admirable. Antes, Teyseira, cerveza en mano, pedía disculpas por "un tirón en el ciático que me está matando”, pero aun así continuaban con el show.

"Zafar” y "Llenos de magia”, dos infaltables, anunciaron el final, que llegó con "El profeta”, del mítico álbum "De bichos y flores”. Faltaban pocos minutos para la medianoche.

Tras el show, hubo un encuentro distendido entre la banda y algunos fans. Y según confiaron desde la organización, los uruguayos se mostraron contentos por "el calor y el agite” del público en San Vicente.

Comentarios

Otras Noticias