Rugby

Porteño no pudo con Almafuerte y ya no tiene chances

Como visitante en Ciudad Evita, la categoría Superior cayó por 67 a 5 mientras que la intermedia perdió 35 a 0. Desilusión en el plantel por la dura derrota a pesar del esfuerzo. Llegan sin oportunidades a las últimas dos fechas de la reubicación del grupo IV.
martes, 22 de septiembre de 2015 · 19:19

Porteño se enfrentó el último sábado como local ante Almafuerte y tuvo una tarde para el olvido. En la recta final de la reubicación del grupo IV del torneo de la Urba, la categoría Superior de "Teño” cayó por 67 a 5 mientras que la Intermedia perdió 35 a 0.

A tan sólo dos fechas del final del certamen, ninguno de los dos equipos del club sanvicentino tiene chances de lograr el primer puesto en su zona –la intermedia las tuvo hasta el partido anterior. Por esa imposibilidad matemática, aseguran desde el cuerpo técnico de los planteles, es que en la jornada ante Almafuerte se percibió una cierta dosis de desánimo en los jugadores de Porteño, que sin embargo hicieron un esfuerzo digno de reconocimiento.

El partido de la primera

La categoría Superior de Porteño, que llegaba golpeada al partido con Almafuerte, esperaba poder levantar cabeza el último sábado para mejorar su imagen de cara al final del torneo de la Urba. Ya sin posibilidades de lograr un título, los sanvicentinos iban "por la gloria” ante el equipo de Ciudad Evita a la espera de cosechar signos de buen rugby que les permitieran ilusionarse pensando en la competencia del próximo año.

Con ese objetivo bien en claro, los mayores de Porteño empezaban el encuentro jugando de igual a igual ante el puntero de la zona, y mostrando un rugby estable y ordenado como el que habían lucido durante los primeros meses del año. Hasta ese punto –y durante todo el primer tiempo- el desarrollo del juego fue parejo y si bien los de Ciudad Evita eran ligeramente superiores y tenían más suerte a la hora de llegar al try, en ningún momento daba la sensación de que Porteño no pudiera llegar al empate con alguna iluminación colectiva.

El primer tiempo terminó 15 a 5 a favor de Almafuerte y "Teño” se iba al descanso con la ilusión de salir a hacer un mejor segundo tiempo y así alcanzar un resultado favorable, dado que los diez puntos de ventaja que llevaba el equipo local no expresaban ninguna clase de garantía. El plan de juego siguió funcionando durante los primeros minutos de la segunda mitad, aunque rápidamente una caterva de lesionados afectó al equipo sanvicentino. El capitán Hernán Pizzano con un golpe, Marcelo Bonavitta con un corte en la ceja, Pablo Raigol con un tajo en el brazo y José Barraza con una molestia en el tobillo se veían obligados a dejar la cancha y abandonar a su equipo en el momento crítico del partido. Además, un expulsado obligaba a "Teño” a jugar con 14 hombres durante veinte minutos.

A partir de allí, la mala suerte se apoderó del conjunto sanvicentino que desde los veinte minutos en adelante comenzó a ceder el protagonismo. Desahuciado, Porteño bajó los brazos y Almafuerte, ni lerdo ni perezoso, acechó con una apabullante cantidad de tries que estiraron el resultado a más no poder. Por esos fatales veinte minutos del final es que el marcador se volvió rimbombante y poco fiel al desarrollo real del partido, que mostró hasta la mitad del segundo tiempo a dos equipos que se disputaban cada pelota y que no se sacaban ventajas del todo claras.

Los jugadores destacados fueron Bonavita, Pizzano y Barraza, y ninguno de los tres pudo completar el match debido a las lesiones.

Tras el encuentro, desde el equipo sanvicentino se mostraron dolidos por la derrota y preocupados por el rumbo errante del equipo que no logra encontrar un eje anímico que le permita sustentar el buen rugby que tiene en su potencial.

El partido de la Intermedia

La categoría Intermedia de Porteño alcanzó durante buena parte del segmento de reubicación un alto nivel de rugby que la llevó a cosechar grandes victorias –cinco consecutivas- y una buena cantidad de puntos. La "Inter” fue, sin dudas, el orgullo del club sanvicentino durante esta segunda parte del año, aunque en los últimos partidos el bajón anímico de la Primera pareció afectarle.

En el match del último sábado ante Almafuerte, un equipo duro y peleador, a Porteño se le presentaba un panorama difícil pero que dejaba margen para cualquier resultado y que hacía prever una gran disputa en la mitad de la cancha. Desde el arranque los pronósticos se fueron cumpliendo y los sanvicentinos, abajo en el marcador desde el comienzo pero con chances de descontar, le daban pelea a los locales trabando el partido en los sectores clave del campo de juego.

Sin poder aproximarse con claridad a la línea de try de los de Ciudad Evita, "Teño” lograba cerrar el primer tiempo manteniéndose a una prudencial distancia de diez puntos debajo de su rival, lo cual permitía suponer que en el segundo tiempo, con un cambio de mentalidad, las cosas podían ser diferentes.

Pero nuevamente, un par de lesionados y la falta de efectividad le jugaron una mala pasada al equipo sanvicentino, que perdió hombres fundamentales y que no consiguió llegar al esperadísimo try a pesar de los buenos intentos. En veinte minutos de juego de la segunda mitad, la frustración de atacar sin obtener resultados se hacía difícil de tolerar y además el cansancio físico jugaba su partido. Oportunista, Almafuerte encontraba las debilidades de Porteño y se despachaba sobre el final con tres tries seguidos que dejaban nocaut a Porteño y que elastizaban el marcador al punto tal de llegar al inverosímil 35-0, que no se condijo con el volumen de juego que mostraron los sanvicentinos. Los jugadores destacados fueron Diego González, Javier González, Ramiro "Chicha” Marchini, Mauricio "Jamaica” Rodríguez, Gonzalo Romero e Indalecio Arregui.

Este sábado Porteño se medirá como local ante Berisso en lo que será su anteúltimo partido oficial del año.

Comentarios

Otras Noticias