Denuncia en "El Fortín"

Algo huele mal

Vecinos del barrio “El Fortín” de San Vicente denunciaron una remarcada presencia de olas de mal olor provenientes de la planta de tratamiento de residuos cloacales de ABSA emplazada en el barrio.
domingo, 14 de junio de 2015 · 12:46

El barrio "El Fortín” es una de las zonas más postergadas de la localidad de San Vicente. Allí, es frecuente ver la postal de la basura acumulándose en las esquinas o de las calles inundadas los días de lluvia. Sin embargo, la denuncia que los vecinos del barrio realizaron ante El Diario San Vicente escapa a las posibilidades del cine y de la fotografía. Sucede que desde hace aproximadamente seis meses, ese sector del distrito soporta persistentes ráfagas de mal olor provenientes de la planta de tratamiento de residuos cloacales que la empresa estatal ABSA tiene instalada en el barrio.

Juan, un joven vecino del barrio que vive a seis cuadras de la planta de ABSA, asegura: "Se siente mucho olor y cada vez más seguido. Hay días que zafamos pero otros no se puede ni estar del olor a mierda. Y si te vas más allá, por la (avenida Almirante) Brown, también se siente. No es que es algo del barrio este solamente”.

Otra vecina del barrio, Claudia, un ama de casa de 40 años, relata ante El Diario San Vicente: "Es impresionante el olor que se siente. Siempre en este barrio, al estar la planta, se sintió un poco de olor pero desde el verano que se siente muy fuerte y cada vez más. A mí, sinceramente, lo que más me preocupa es que esto pueda llegar a traer infecciones o cosas de ese estilo, la gente tiene miedo de eso”. Claudia también destaca: "Es asquerosa la cantidad de moscas que hay y estamos en pleno junio, es rarísimo”.

A pocos metros de la planta de ABSA vive Mariana, una madre de unos 30 años que se mudó hace poco al barrio, donde vive en su precaria casa junto a su marido y sus hijos. "Para aguantar el olor tenemos que cerrar bien todo y prender sahumerios o tirar desodorante a cada rato, sino es imposible aguantar –comenta Mariana-. Y con las moscas que hay andamos tirando Raid a cada rato; no te das una idea de la plata que se nos va en eso”.

Para el infortunio de todos los sanvicentinos, el repulsivo olor no se contiene solamente en las cercanías de la planta, sino que llega hasta, por ejemplo, la avenida Almirante Brown, teniendo como epicentro la intersección con la calle Estrada, donde habría un caño roto. Los empleados del corralón de materiales ubicado en esa esquina confirman ante este diario que el olor suele tornarse "insoportable”.

Enterados de la denuncia, desde ABSA todavía no se expresaron al respecto, pero algunos empleados, en charlas extraoficiales con este medio, adujeron las causas del mal olor al acelerado crecimiento que tuvo la población de San Vicente en los últimos tiempos.

Comentarios

Otras Noticias