San Vicente

Cómo será el nuevo sistema de recolección de residuos

La iniciativa de Mauricio Gómez es llevar todos los residuos al CEAMSE de Burzaco de forma provisoria, hasta que el Ecopunto funcione en su plenitud. Se cerrará el basural a cielo abierto, y además se ahorrará dinero.
viernes, 15 de enero de 2016 · 09:15

En los próximos días San Vicente dejará de disponer sus residuos en "La Cava”,el vergonzoso basural a cielo abierto ubicado sobre la Ruta 58. Tras una iniciativa del intendente Mauricio Gómez, que fue primero modificada y luego aprobada por unanimidad en el Concejo Deliberante, el CEAMSE se hará cargo de la totalidad de la basura que se produce en el Distrito.

Las 40 toneladas diarias de residuos sólidos urbanos que se producen en San Vicente serán trasladadas por el Municipio a la sede de Burzaco del organismo de Coordinación Ecológica Área Metropolitana (CEAMSE). La medida tendrá alcance hasta el 31 de diciembre de 2016.

Hasta hoy, según informaron desde el Ejecutivo, aproximadamente la mitad de los residuos de San Vicente eran arrojados en el basural a cielo abierto, y la otra mitad era llevada al llamado Ecopunto, la planta de tratamiento ubicada sobre la Ruta 16 que no funcionaba en su totalidad.

Según explicaron desde el Ejecutivo, se trató de una medida "urgente”, porque la empresa privada que operaba el costoso e ineficaz Ecopunto requería la renovación de su contrato. Y el convenio que la gestión de Gómez consiguió con el CEAMSE "no se podía desperdiciar”.

En diálogo con El Diario San Vicente, el jefe de Gabinete del Municipio, Federico Cantó, estimó que con el nuevo sistema de disposición de la basura el Municipio ahorrará alrededor de 400 mil pesos por mes, aunque aseguró que "los beneficios, más allá de lo económico, tienen que ver con que dejamos de cometer un delito federal, como el de tirar los residuos en el basural a cielo abierto”.

Según establece la ordenanza aprobada por el Concejo Deliberante, el Ejecutivo deberá hacer las obras necesarias para que el Ecopunto pueda en el futuro tratar la totalidad de los residuos de San Vicente. Y además la gestión de Gómez tendrá que llevar adelante un programa de concientizaciónpara lograr que los vecinos separen en origen la basura, y proyectar un plan de recolección diferenciada en todo el Distrito. También se creará una comisión mixta con representantes del Gobierno y un miembro de cada bloque del Concejo para que monitoree la puesta en marcha de la ordenanza.

El Ecopunto, mientras tanto, hará la "separación en seco de la basura”, según detalló Cantó, quien también informó que el miércoles próximo se firmará el contrato con el CEAMSE, y el jueves comenzarán a llevarse los residuos a la planta de Burzaco.

El proyecto

El Gobierno de Mauricio Gómez realizó una gestión exitosa ante el CEAMSE para que acepte recibir los residuos sólidos urbanos de San Vicente. Es que depositar la basura en las sedes del organismo es una meta codiciada por muchos Municipios, y muchos otros caen en la resistida privatización del sistema de recolección.

Apurado por los tiempos de los contratos, Gómez se reunió el último lunes con los presidentes de los bloques del Concejo Deliberante y les informó sobre el proyecto de ordenanza. El jueves, finalmente, el intendente convocó a una sesión extraordinaria del cuerpo legislativo para tratar la iniciativa. Y antes hubo otra reunión, de la que participaron todos los concejales y varios funcionarios del Ejecutivo.

Como producto de esos encuentros, desde la oposición –que domina ampliamente el Concejo, dado que el oficialismo tiene solo dos votos propios- propusieron dos modificaciones al proyecto de ordenanza que fueron aceptadas por el Gobierno Municipal. Uno fue el de formar una comisión mixta, y el otro el de iniciar una campaña de concientización.

Entrada la noche del jueves, en el recinto, todos los concejales votaron a favor de la medida, a excepción del doctor Julio Goya, que estuvo ausente.

El sector que más intentó resistir la iniciativa de Cambiemos fue el que responde al ex intendente Daniel Di Sabatino, el principal responsable político de las ocho hectáreas de basura que forman "La Cava”.Horas antes de la sesión extraordinaria, el ex jefe comunal había manifestado ante el Semanario Al Sur que se trataba "del primer paso hacia una privatización del servicio”, y en el mismo sentido se había expresado su hijo, el concejal Lucas Di Sabatino, que finalmente votó a favor del proyecto de Gómez.

"Queda clarísimo que no vamos a privatizar nada –aseguró el jefe de Gabinete Cantó-. De hecho vamos a comprar dos camiones para que lo manejen empleados municipales, y el Municipio no tenga que alquilar ningún servicio”.

Comentarios

Otras Noticias