Moto | Economía | Transporte

Cuánto cuesta una moto económica y cómo pagarla con beneficios

La moto, resurgida como método de transporte predilecto en el contexto de pandemia, es una opción barata y ágil para los tiempos que corren

El mal pasar de la economía y la pandemia dieron lugar a la reaparición de un fenómeno: la moto. Más recomendada que el transporte público en términos sanitarios y menos costosa que un auto, la industria de las motos creció como pocas en estos meses dada su alta demanda. Según informó la Cámara de Fabricantes de Motovehículos (CAFAM), este año la venta de motos aumentó un 28,5% (se patentaron 88.713 motos, a un ritmo de 41 unidades por hora).

En un relevamiento realizado por el diario Clarín, se expusieron las ventajas de elegir este transporte y las oportunidades que brindan determinadas formas de financiación. Las motos son ágiles para el tránsito, económicas para adquirir (un modelo 0 km requiere bastante menos de $100 mil) y para mantener (según CAFAM, una moto de baja cilindrada que recorre 1.440 km al mes genera hoy un gasto de $ 6.800).

Los modelos de motos más amigables a la economía son conocidos como “Cub”, generalmente de 110 cc de cilindrada y que no suelen llegar a más de 80 kilómetros por hora. En las principales marcas, como Zanella, Motomel, Gilera o Mondial, este tipo de motos pueden conseguirse entre $80 y $90 mil.

Motos2.jpg
El fenómeno de la moto volvió a resurgir como método de transporte ante la caída de la economía y arrastrados por las restricciones de la pandemia.

El fenómeno de la moto volvió a resurgir como método de transporte ante la caída de la economía y arrastrados por las restricciones de la pandemia.

Para adquirir uno de estos vehículos con tasa subsidiada, hay planes que permiten usar la tarjeta de crédito para llevarse la moto de inmediato y pagarla en cuotas mensuales fijas en pesos a lo largo de hasta tres años. Al menos hasta el 31 de julio, las motos estarán incluidas todos los días en los planes oficiales Ahora 12 y Ahora 18. Bajo este plan, el precio final de la compra no puede superar los $ 250.000.

También se puede adquirir una moto a través de préstamos personales. Una de las opciones más destacadas es el programa “Mi Moto”, desarrollado por el Banco Nación con tasas parcialmente bonificadas por el Ministerio de Desarrollo Productivo. El préstamo se aplica a la compra de motos 0 km de fabricación nacional y financia el 100% del valor del vehículo, por hasta $200.000.

El plazo de devolución es de 48 meses (4 años) y el monto de las cuotas no puede representar más del 30% de los ingresos de quienes soliciten el préstamo.

Dejá tu comentario