Nacionales | Salario | Gobierno | agosto

Salario Básico Universal: el proyecto que discute el gobierno

La propuesta llega desde los movimientos sociales y el gobierno analiza las posibilidades de que un Salario Básico Universal pueda llegar a ser real.

La Unión de Trabajadores de la Economía Popular (UTEP), con Juan Grabois como líder, le expuso un proyecto al ministro de Economía, Martín Guzmán, basado en la creación de un Salario Básico Universal que alcance a 9,4 millones de personas de entre 18 y 65 años que no tiene una inserción plena en el mercado laboral.

El reclamo de los movimientos sociales por un Salario Básico Universal está en los despachos del gobierno nacional, principalmente después de la masiva movilización del 7 de agosto pasado, desde Liniers hasta Plaza de Mayo, donde el debate por la forma de abordar la emergencia social en un contexto de pandemia y aumento de pobreza se intensificó.

En ese contexto, las organizaciones nucleadas en la (UTEP) le plantearon al gobierno que la medida debe aprobarse de manera urgente y sostienen que la administración de Alberto Fernández tiene capacidad de financiar un piso de ingreso universal superior a la línea de indigencia y equivalente a un tercio del salario mínimo.

606aeb7029a59.jpg
Martín Guzmán y Juan Grabois, funcionario del gobierno y dirigente que propone el Salario Básico Universal.

Martín Guzmán y Juan Grabois, funcionario del gobierno y dirigente que propone el Salario Básico Universal.

Desde la UTEP multiplicaron sus esfuerzos desde ese 7 de agosto para lograr que el salario universal sea considerado como una alternativa posible por parte de un gobierno que se encamina hacia las elecciones.

El objetivo es que el Salario Básico Universal vaya destinado a las personas de entre 18 y 65 años en edad de trabajar que no tiene una inserción plena en el mercado laboral. Una transferencia que esté dirigida a la población que queda al margen tanto del régimen de Asignaciones Familiares y la AUH como del sistema previsional que rige para los mayores de 65.

La propuesta de la establece un monto de un tercio del Salario Mínimo, Vital y Móvil, con un tope máximo en el monto de la canasta básica alimentaria que mide el INDEC. Para números de agosto de 2021 eso significaría una prestación de $9.360 mensuales por persona. En el caso de los monotributistas A (o de asalariados formales con ingresos menores al tope de la categoría A del monotributo), sería de un sexto del salario, a decir unos $4680.

Dejá tu comentario