Lomas de Zamora | Llavallol | médico | Lomas de Zamora

Condenaron al médico falso de Llavallol que atendió a cientos de niños

La Justicia de Lomas de Zamora declaró culpable y condenó a prisión a Carlos Alberto Murguia, quien ejerció ilegalmente la medicina en Llavallol.

Carlos Alberto Murguia, el médico falso de Llavallol, fue condenado a dos años y cuatro meses de prisión. Había atendido a cientos de niños sin haber cursado nunca la carrera de Medicina y se había hecho pasar por otra profesional.

La sentencia fue dada a conocer este jueves tras un juicio abreviado. La causa estuvo en manos del Juzgado en lo Correccional Nº 1 del Departamento Judicial de Lomas de Zamora, que expuso todos los argumentos que llevaron a declarar culpable al hombre de 69 años que atendió con una matrícula robada a otra médica.

En el fallo, al que pudo acceder El Diario Sur, se señala al Centro médico laboral Luzuriaga de Llavallol como el lugar principal del delito. En ese lugar llegó a ser nada menos que el director. "Aparentando poseer título de médico, y autorización para el ejercicio del arte de curar, hizo uso de documentación falsa que lo acreditaba como médico habilitado para ejercer", se expresa.

falsomedico1200a.jpg
El día de su detención, la Policía de Lomas de Zamora le incautó cientos de historias clínicas.

El día de su detención, la Policía de Lomas de Zamora le incautó cientos de historias clínicas.

Luego se remarca que en ese centro médico, Murguia exhibía "copias del título de médico graduado con fecha 29 de septiembre de 2017, presuntamente emitido por la Universidad de El Salvador, con la especialidad de médico clínico a su nombre", el cual era falso. Se determinó que en todo ese tiempo, el imputado estuvo "simulando estar matriculado a nivel Nacional, con matrícula (...) correspondiente a otro profesional médico (...) ejerciendo de esta manera, en forma ilegitima la medicina".

El juez consideró que "se encuentra demostrado que en forma habitual, el nombrado prescribió, administró y aplicó medicamentos, y tratamiento de enfermedades de las personas, a título oneroso, atendiendo a un número indeterminado de pacientes", entre ellos cientos de niños.

Cabe recordar que el día de su detención, la Policía incautó cerca de 300 historias clínicas, de las cuales 200 correspondían a niños, además de sellos apócrifos, instrumentos médicos, medicamentos y recetarios. "Murguia realizó todas estas acciones careciendo de título de médico expedido por autoridad competente", se lee en el fallo.

falsomedico600.jpg
Tarjetas que repartía el falso médico de Llavallol.

Tarjetas que repartía el falso médico de Llavallol.

Por todas estas situaciones, y teniendo en cuenta los testimonios de pacientes y de la médica cuya identidad fue robada, la Justicia de Lomas de Zamora condenó al médico trucho de Llavallol a la pena de dos años y cuatro meses de prisión de efectivo cumplimiento, por resultar "autor responsable del delito de ejercicio ilegal de la medicina en concurso ideal con usurpación de títulos lo que a su vez concurre realmente con el delito de uso de instrumento público falso".

Dejá tu comentario