Atención

Pasajes gratis: Una nueva estafa por WhatsApp

En esta ocasión, usan el nombre de Aerolíneas Argentinas para tentar a los usuarios y conseguir sus datos. Cómo darse cuenta y evitarlo.
lunes, 20 de enero de 2020 · 11:55

Una nueva estafa circula por redes sociales y canales personales de comunicación, como es el caso de WhatsApp. A través de una tentadora promoción de Aerolíneas Argentina con la promesa de otorgar pasajes gratis por completar un formulario, especialistas roban datos personales y bancarios de los usuarios.

La metodología es la misma que utilizada en anteriores ocasiones –como fue el caso de la promesa de un bono o una reparación histórica de la Anses-. Envían un mensaje con una tentadora propuesta donde redirigen a los usuarios a una página muy similar a la del organismo citado. Desde allí, acceden cibernéticamente al dispositivo del usuario y a sus datos.

“De más está decir que nadie regala nada, menos pasajes. Por favor, ignoren este mensaje que circula por WhatsApp. No lo reenvíen, no abran el link y, por favor, no entreguen sus datos”, advierten desde los organismos especializados en delitos informáticos y piden a los usuarios que no sigan un link que llega de manera viral por mensaje o mail.

La estafa es del estilo Phishing, que tiene el objetivo de robar datos de quienes caigan en la propuesta. El objetivo es casi siempre es que el usuario les de dinero, directa o indirectamente, ya sea haciendo un pago por un servicio que nunca llegará o contratando de manera indirecta suscripciones telefónicas de pago sin saberlo.

“Las estafas son armadas con cierta visión de marketing y en función de lo que pasa en el país. Por eso no sorprende que giren en relación a compras en un momento en donde los alimentos están caros o se teme un aumento de los pasajes por el 30 por ciento”, explicó el titular de la fiscalía especializada en Ciberdelincuencia (Ufeci), Horacio Azzolin a Página 12.

No obstante, estos engaños podrían tener un objetivo no económico. Muchas veces buscan crear una base de datos para vender o usar en otras maniobras, como también pueden querer generar clics masivos para hacer crecer el tráfico de un sitio que luego cambiará de contenido.

 “Nunca hay que entregar datos al recibir una llamada o correo electrónico. Si la llamada es muy convincente, hay que cortar y comunicarse uno mismo con los canales oficiales de la empresa. Si es una situación real, otro operador va a estar al tanto”, recomiendan los especialistas y remarcan que hay que “estar muy atento, desconfiar, rechequear y dudar de cualquier situación que se plantee como una urgencia”.

Comentarios