San Vicente

Dos policías de San Vicente rescataron a una chica que se quería suicidar

Fue en una autopista en Capital. Abrazaron a la joven y le hablaron “como amigos” para persuadirla. Fue un momento emotivo.
miércoles, 21 de agosto de 2019 · 12:29

Dos efectivos de la Policía de la Ciudad de Buenos Aires que son vecinos de San Vicente protagonizaron ayer el rescate de una joven de 19 años que estuvo a punto de suicidarse en la autopista 25 de Mayo. Se viralizaron imágenes de los dos hombres abrazando y conteniendo a la chica. Así lograron persuadirla para que no saltara al vacío. Finalmente la adolescente se reunió con su mamá y la trasladaron a un hospital.

La secuencia ocurrió este martes por la tarde, en la bajada de la avenida La Plata en la Autopista 25 de Mayo, en el barrio porteño de Boedo. Los policías héroes son Diego Acosta y Eduaro Garralda. Ambos compañeros viven en San Vicente y pertenecen a la División Autopistas de la Policía de la Ciudad. Casualmente este martes les tocó patrullar juntos.

“Estábamos de recorrida y nos avisan de esta chica con claras intenciones de suicidarse. Los automovilistas llamaban pero no podían parar porque era en plena autopista”, contó el oficial Acosta ante El Diario Sur. Y agregó: “Entonces fuimos a toda velocidad, dejamos las motos y nos bajamos corriendo. Estaba a más de seis metros de altura, era una muerte segura si se tiraba. Nos sacamos las armas y nos sentamos al lado de ella en el piso. Le empezamos a charlar como amigos, y ahí se sentó, entonces nos relajamos”.

Según el relato de Acosta, la joven, llamada Melina, empezó a contarles acerca de sus “problemas sentimentales”, que incluían la separación de sus padres y otros conflictos que les detalló. “Nosotros la abrazamos, tratamos de hacerle chistes para descomprimir. Yo tengo hijos de su edad y uno sabe cómo manejar esos temas”, contó Acosta.

Con el correr de los minutos llegaron más móviles policiales, que interrumpieron el tránsito, y también una ambulancia. Todos se vieron conmovidos por el momento emotivo que protagonizaban los dos policías junto a la adolescente, sentados y abrazados a la vera de la autopista, y les sacaron fotos.

También apareció la madre de la joven, que vive a pocas cuadras del lugar. El encuentro se vivió con tensión, pero finalmente las dos se abrazaron. La chica fue trasladada al Hospital Durán. “Madre e hija hablaron y todo tuvo un final feliz, fue muy lindo, pudimos cumplir con nuestra tarea”, destacó el oficial.

Acosta también resaltó la tarea de la Policía. “No todos somos violentos que sacamos el arma porque sí. Estas cosas pasan todo el tiempo, pero no se ven. Lo que se ven siempre son enfrentamientos”, dijo. Y valoró como “un premio” haber logrado que la joven desistiera de suicidarse. También recordó algunos de los momentos más difíciles que le tocaron en su carrera en la fuerza: “Un nene de seis años que había sido atropellado se murió en mis brazos, y también un albañil. Son cosas muy difíciles”.

De 46 años, Acosta es padre de tres hijos: una joven de 21 y dos chicos de 16 y 12. Su pasión es verlos jugar al básquet cada fin de semana en el Club Deportivo San Vicente. Su compañero Garralda tiene 42 y dos hijos, y su familia está ligada a los Bomberos Voluntarios de San Vicente.

 

 

Comentarios

Otras Noticias