Alte Brown | Burzaco | pandemia | Dinamarca

Emigró de Burzaco a Dinamarca y se recibió en la Universidad de Lomas cursando virtual

Gastón Cagnetta había viajado al país nórdico con su novia por seis meses, pero por las restricciones de la pandemia debieron quedarse. Terminó su carrera de contador y consiguió trabajo en una empresa.

“Llegué en pleno invierno, un día de lluvia y mucho frío. La idea era quedarme hasta principio de agosto con mi pareja para tener una nueva experiencia profesional, ahorrar un poco, pasear por Europa, ver jugar a Messi tal vez y después volver, pero la pandemia nos cambió totalmente los planes”, relató Gastón Cagnetta, vecino de Burzaco de 28 años, en diálogo con El Diario Sur, sobre su llegada a Dinamarca en diciembre de 2019.

Apenas llegó a Copenhague, la capital danesa, comenzó a trabajar en un emprendimiento de ventas de cajas de comida en medio del invierno en el hemisferio norte. “Se hizo difícil hacer eso con tanto frío, pero así empecé”, afirmó el joven que vivía cerca de la estación de Burzaco. Su pareja Carolina Goncalves, en tanto, consiguió trabajo en un restaurante de la ciudad.

Así transcurrieron los primeros meses hasta marzo del 2020. La pandemia de coronavirus comenzó a expandirse por todo el planeta y paralizó el mundo. “Al principio fue muy leve para nosotros. Estuvimos tres meses encerrados en casa mirando series y nos salvamos un poco del frío”, recordó Cagnetta.

Común - Pag 17 - Dinamarca - Suelta.jpeg
Actualmente, Gastón trabaja como asistente financiero en una empresa de depósitos de alquiler de Europa. 

Actualmente, Gastón trabaja como asistente financiero en una empresa de depósitos de alquiler de Europa.

Fueron pasando los días y se iba acercando la fecha en la que tenían planeado volver a Argentina. La realidad de la pandemia no solo no cambiaba, sino que empeoraba cada día más, lo que hacía muy difícil el retorno de la pareja. “Cuando me llegó el mail de la aerolínea que me avisaba que se cancelaba el viaje me desesperé”, rememoró Gastón. Sin embargo, cuando se lo contó a su familia y a sus amigos, todos se ponían contentos porque podía quedarse un tiempo más en Dinamarca. “Me lo dijeron tanto que lo empecé a pensar desde ese lado”, concluyó.

Leé también:

Histórico: cierra temporalmente la fábrica de Bridgestone de LLavallol por el conflicto sindical

Gastón pudo recibirse de Contador Público en la Universidad de Lomas de Zamora desde Dinamarca: “Cuando llegué me faltaban solo dos materias y las pude cursar de modo virtual durante la pandemia”. Hoy trabaja como asistente financiero en una empresa de depósitos de alquiler en Europa.

“Extraño los amigos, la comida y no mucho más”, admitió Gastón. “Estaba buscando esto. La gente vive sonriendo por la calle y hay mucha confianza con el otro, mucha seguridad”, precisó.

Casamiento en Europa

Común - Pag 17 - Dinamarca - Rec 1.jpeg
Gastón junto a su esposa.

Gastón junto a su esposa.

El inconveniente más importante que tenían Gastón Cagnetta y su pareja para permanecer en Europa era la visa de trabajo, que estaba a punto de vencerse. Debido a esto, optaron por adelantar su casamiento.

“Yo no tenía problemas para quedarme porque tengo la ciudadanía italiana, pero s mi novia. En ese momento decidimos casarnos para que ella se pueda quedar”, detalló Gastón en diálogo con El Diario Sur.

Dejá tu comentario